Pilatos, Jesús y Barrabás.

Como sois todos gente culta, no hace falta ni que resuma el pasage evangélico en el que  Pilatos ( que ejerce de juez en esta histroria), tras castigar duramente a un hombre (Jesús) al que él mismo considera honrado, decide someter a la votación del pueblo si ha de liberarle a él o a un tal Barrabás, personaje del que poco se sabe, excepto que era un malhechor, pero sin especificar el tipo de fechorías que le habían llevado hasta allí.  No consta que fuese un especulador de suelo,de esos que valiendose de sus amistades con el poder del Cesar y de los Sumos Sacerdotes, compraba terrenos baratos para que sus amigos se los recalificasen y hacer grandes aldeas en medio de los desiertos de Tierra Santa, sin agua, ni servicios básicos, ni tranporte ,ni permisos del  Gran Sanedrín. Nada de eso sabemos del siniestro Barrabás; hay textos apócrifos que nos dicen aque era un tipo chulesco, mal encarado y que se las había jurado a los pocos que se habían atrevido a pararle los pies, muy especialmente a uno, el más honrado de todos, del que todos decían que era bueno, honrado y trabajador y al que los romanos llamaban Fons Fontis. 

Sucedió en aquellos días que el tal Barrabás lanzó un juramento contra Fons, y le dijo: “así te caiga una fianza de un millón de dinares” , y  la verdad es que según cuentan, otro romano, mucho más injusto que Pilatos, hizo realidad tal amenaza y dejó estupefactos a propios y extraños y como la injusticia era tan evidente hubo de rectificar de inmediato y culpar a los escribas de que no manejaban bien los artilugios de los romanos, mucho más modernos y complicados y así imponer al reo una fianza de menor cuantía y unos latigazos, que por entonces estaban muy de moda.

El final de la historia es de todos conocida yse repite con frecuencia desde entonces: el pueblo prefirió a Barrabás antes que a Jesús, al malchechor antes que al hombre bueno.  Y el final del texto apócrifo al que vengo refiriendome, termina de forma parecida: cuenta que antes de que Pilatos decidiese someter a votación a quien preferían, si al hombre honrado o al corrupto, se llenó todo Jerusalem de papiros pidiendo el voto util, que aunque nadie explicó para que era útil, caló entre las turbas, y votaron por el corrupto Barrabás.

Bien es cierto que al poco se dieron cuenta de su error, más todo estaba consumado y no les quedo más que lamentarse. Bueno,  no todos se resignaron, unos cuantos (300 ó 400) se pusieron en marcha para seguir la lucha contra la corrupción, desde una pequeña aldea en dirección a la capital (Jerusalen) y a su paso muchos se le unieron y lo que es más, con el correr del tiempo eran muchos los hombres y mujeres buenos que preferían la honradez a la corrupción y la injusticia y se organizaron para hacer un mundo mejor.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: